Comenzando el año escolar

Tercer día gris y ya parece que el otoño se hubiera adelantado.
Los chicos empezaron las clases. Muy contentos ellos y nosotros.
Ellos porque se ve que lo pasan bien, les hace bien tener sus horarios, su espacio, sus amigos, sus actividades. De hecho los dos meses y medio de vacaciones parecen un poco largos. No sé si estar de ocio todo el día sea muy bueno, y más cuando se prolonga tanto tiempo. Creo q es bueno tener siempre algo para hacer, alguna rutina que cumplir, sea mantener su cuarto ordenado, poner la mesa, ayudar a secar los platos, en fin, lo que pudieran hacer de acuerdo a su edad. Cuando están de vacaciones me pone mal verlos tirados en los sillones sin nada q hacer, enseguida les "invento" algo, les busco algún trabajito. Por supuesto que los juegos y la pileta son los que ocupan mas su tiempo. Pero sobra.
Y nosotros también contentos por empezar ellos, aunque nos demanda mucho esfuerzo porque ahora sí que importa y mucho el reloj: hay horario para levantarse, desayunar (que no puede durar toda la mañana) cocinar, almorzar!!!, llevarlos al cole, luego viene la parte del silencio en la casa (en estos momentos q tengo q hacer un poco de reposo, viene tan bien!) y después a buscarlos, la merienda, deberes, juegos, el baño, la comida otra vez!, rezar!! y a la cama!!!!!!!!! (y que no se nos haga tarde porque si no al otro día... quién se levanta?)
En fin, me alegro de volver a empezar con la rutina del año. Supongo que el orden nos hace bien a todos. Y más cuando cambien la hora otra vez, porque a comer de día sí que no me acostumbre yo!
Gracias Dios por este comienzo de clases de nuestros hijos, por sus maestras, por sus compañeros, bendícelos a todos, y que sea un buen año para todos. Que todos los chicos, puedan tener clases todos los días, aprender, y esforzarse por dar lo mejor de sí mismos, y que sus maestros también se esfuercen por hacerlos crecer en valores, aparte de en conocimiento. Amén.

2 comentarios:

Emi dijo...

Que bueno (o no?!) no tener niños en esa edad todavia!! En realidad el tenerlos tiene su lado positivo, como el q planteas vos, de la rutina, la organización..pero todo llega Dios mediante..asiq yo seguiré disfrutando de no tener horarios para almuerzos, cenas, etc por lo que me quede de tiempo!! Que Dios los (y nos) acompañe en este año que tenemos por vivir! Cada uno en su obligación, en su tarea...a hacerlo lo mejor que podamos! Un beso a la flia, especialmente a Ivan!

Florencia dijo...

me haces reir!! disfrutá nomás del año que te queda...
Pero no es tan malo, no te olvides de las 4 o 5 horas de tranquilidad que te aguardan...jaja
un beso a todos